Más artículos


Vaya por delante que este artículo es solo una opinión, un gusto personal, y no ninguna información sobre el interés del Real Madrid en el fichaje de Achille Polonora. ¿Y por qué voy a relacionar a ambos? Porque no se me ocurre a día hoy, seguro que a vosotros si, un sustituto mejor para Garuba que el ala-pívot baskonista. Puesto que todo hace indicar que Usman se irá a la NBA el próximo verano, salvo giro inesperado de la situación.

La evolución del ala-pívot del Baskonia en estos dos años ha sido y es exponencial, al igual que la de Henry, y esto ha sido posible gracias a Ivanovic. Dusko ha sabido sacar a relucir todas las virtudes del italiano, que hasta su llegada al banquillo vitoriano había sido un jugador muy infrautilizado por Perasovic.

Decía evolución y no solo en cuanto a estadísticas (12,2 puntos, 6,6 rebotes y 1,9 asistencias para 16,5 de valoración en Euroliga), sino también en polivalencia. La pasada temporada jugó en muchas ocasiones como tres (Shengelia de cuatro, Michael Eric como cinco y él de alero) y en esta como cinco, dejando su posición natural de cuatro a Peters para él jugar de pívot. Circunstancias estas que permitieron a Baskonia dominar mucho el rebote el pasado ejercicio y en el presente curso jugar un baloncesto más dinámico, más rápido, puesto que Achille es un jugador que corre la pista prácticamente como un exterior y eso te da mucha versatilidad a la hora no solo jugar en transición, sino también en estático porque puede ocupar posiciones exteriores y dejar más espacios en la zona para las penetraciones de los exteriores.

Se pueden plantear ciertas dudas de un salto a un equipo como Real Madrid fuera del ecosistema Dusko que le ha hecho brillar, lógico, pero no hay que olvidar que es un jugador que se puede adaptar a lo que le pidas, a un rol secundario o de primera espada. La temporada pasada su rol en Baskonia fue secundario, y cumplió a la perfección con lo que se le pidió, y en esta es uno de los dos puntales del equipo y es un reloj suizo, casi nunca falla. Es habitual verle acabar los partidos en dobles dígitos en anotación y con siete u ocho rebotes capturados.

Para medir ‘solo’ 2,02, es un jugador que tapona (casi una chapa -0,9- por partido en Euroliga) y rebotea muy bien. Además tiene una excelente muñeca desde más allá del 6,75 con un 44,3% en la máxima competición europea (54/122), siendo su talón de Aquiles los tiros libres con un 60,3% en el mismo torneo.

Pero más allá de los números y la versatilidad, con Polonara el Madrid obtendría un jugador con gen ganador, un Nocioni guardando las distancias. Un tío con el que ir a la guerra, pura raza. De esos cada vez escasean más en el mercado, de esos que siempre quieres tener en tu equipo por la impronta y espíritu competitivo que transmiten al grupo. Sería un jugador, por ejemplo, que saliendo desde el banquillo dotaría al equipo de mucha energía.

Son muchos más los pros que los contras o dudas que pudiera generar si los ponemos en una balanza. ¿Virtudes? Muchas, las expuestas: polivalencia, gran físico que se adapta a cualquier tipo de juego, gran reboteador y taponador, jugador de equipo que no se arruga si tiene que asumir un rol más importante, gran mano desde el triple (aspecto este muy valorado y exigido por Laso a sus ala-pívots), conoce la ACB… Y en el otro lado de la balanza, el de las imperfecciones, su problema con los tiros libres y las dudas, para los más exigentes, que pueda generar su rendimiento en otro equipo un escalón superior a Baskonia.

Por todo ello, creo tendrá muchas novias en el próximo mercado (se habla de Efes, Virtus, Armani, Fenerbahce o incluso Barcelona), a no ser que Baskonia cierre en breve su continuidad. Y es que a día de hoy aún no ha renovado su contrato con los baskonistas, y el Real Madrid, aprovechando la operación Henry, no debería perder la oportunidad de acometer su fichaje, y máxime teniendo en cuenta que Randolph no comenzará la temporada y con el que habrá que tener paciencia tras su grave lesión.

0 comentarios :

Publicar un comentario