Más artículos


Un histórico de nuestro baloncesto como es el Club Baloncesto MyWigo Valladolid, antiguo Fórum, hace bastante tiempo que está coqueteando con la desaparición por culpa de sus males económicos. El club vallisoletano entró hace unos años en una vorágine monetaria muy peligrosa de la que nunca llegó a salir a pesar de escapar del concurso de acreedores en el que estaba inmerso a cambio de pagos anuales a Hacienda, lo que hizo alargar aún más la vida de este enfermo en fase terminal.

La falta de un patrocinador/es que llenen las precarias arcas vallisoletanas, no solo para cubrir gastos presentes sino también las muchas deudas del pasado, los pagos a destiempo del principal accionista del club, el Ayuntamiento, y la falta de recursos de las diferentes directivas que han gobernado el timón a la deriva del club, han hecho que este se vaya ahogando poco a poco en sus miserias y que a día de hoy este agonizando económicamente, lo que le lleva lenta pero inexorablemente a la desaparición institucional.

“Han sido las dos semanas más duras de mi carrera porque veo a mis jugadores muy mal, chavales con problemas para comer, que vienen a entrenar sin desayunar. Creo que habría que cerrar, sería lo mejor para todos, irnos a casa. Estamos malviviendo ahora mismo, el club está hundido. Lo importante ahora es comer, tengo a todos los jugadores muy debilitados, y he dado permiso a algunos para que marcharan a casa un par de días para comer… La situación no es crítica, más bien lo siguiente… Viajamos en unas circunstancias muy precarias, con lo justo, esto no es deporte profesional ni siquiera amateur”. Con estas palabras tan contundentes y sinceras explicaba la situación por la atraviesa el club Porfirio Fisac, entrenador del equipo, en la rueda de prensa previa al partido que enfrenta a los vallisoletanos con el Planasa Navarra.

Y después de que Fisac pusiera todas las cartas sobre la mesa, ¿A que espera la ACB para tomar cartas en el asunto? ¿A qué esperan los distintos estamentos baloncestísticos para coger el toro por los cuernos? Todos, absolutamente todos los que pueden, en mayor o menor medida, “solucionar” la patata caliente que tienen entre sus manos  son tan culpables como el primer gestor que llevó a esta situación al club vallisoletano, por la sencilla razón que no cortaron por lo sano cuando el club empezó a mostrar la sintomatología de impagos a jugadores y demás acreedores/proveedores cuando estaba en la ACB.

¿Cómo era posible que debiéndole hasta al Tato el club conservara su etiqueta ACB porque a quien le correspondía ascender no reunía los requisitos económicos exigidos? ¿Cómo se pudo estar haciendo la vista gorda ante tantos fichajes para paliar las huidas por impagos?

Quien se encarga de proteger y salvaguardar los intereses de los jugadores y empleados de los clubes no ha cumplido con su cometido, y por tanto ha hecho un mal irreparable para la ciudad de Valladolid y el baloncesto en general, porque estoy seguro (desgraciadamente) que hay muchos más casos como el de nuestro tan querido y añorado Fórum (Bilbao Basket este pasado verano por ejemplo)… y esa es una cuestión no se puede o debe consentir de ninguna de las maneras. A todos y cada uno de los responsables de esta y otras muchas situaciones similares: ¡Váyanse de una vez, den paso a profesionales que cumplan y hagan cumplir la ley! Porque lo que la verdad esconde en todo este caso es que quien pudo evitar todo este desaguisado está muy tranquilo viviendo a cuerpo de rey.

¡¡¡Ánimo y mucha fuerza para todos y cada una de las personas forman parte de club!!!

0 comentarios :

Publicar un comentario